Domingo, 08 de febrero de 2009

Por: Cheryl Lemke

Ante las realidades de la globalización, el trabajo intelectual y el cambio social acelerado, es natural que cambie lo qué aprenden los estudiantes y cómo y cuándo lo hacen. Como ejemplo consideremos sólo algunas tendencias y temas originados en la tecnología que han enfrentado a los estadounidenses durante los últimos tres años: la clonación, las armas de alta tecnología y el surgimiento de la cultura global. Nuestros hijos viven en un mundo transformado por la tecnología y la inventiva. Con el fin de prepararse bien para tener éxito en esta era digital, los estudiantes deben adquirir conjuntos de destrezas que evolucionen para enfrentar así esta realidad.

Las destrezas de enGauge para el Siglo XXI, presentadas por NCREL [1] y el grupo Metiri [2] en junio de 2002, se apoyan tanto en una gran cantidad de trabajos de investigación, como en los requerimientos hechos por el gobierno, la comunidad de negocios y los industriales para subir los niveles de preparación laboral, y tienen como propósito establecer con claridad las necesidades de los estudiantes para prosperar en la era digital actual. Como cabeza del grupo Metiri lideré el equipo encargado del desarrollo de las destrezas que se apoyó en reseñas, investigaciones sobre características que están aflorando en la Generación de la Red, una revisión de informes actualizados sobre tendencias de la fuerza laboral, análisis reconocidos a nivel nacional de conjuntos de destrezas, aportes de educadores, datos de encuestas hechas a educadores y reacciones de grupos de opinión. Además les pedimos a varios expertos en la materia que revisaran las Destrezas de enGauge para el Siglo XXI antes de incluirlas en la lista.

En los Estados Unidos la Ley, denominada “Ningún Niño se Quedará Atrás” (No Child Left Behind) define el nuevo alfabetismo tecnológico como fundamento esencial del aprendizaje y exige la excelencia académica en el contexto de las tecnologías modernas. Las Destrezas de enGauge para el Siglo XXI van un paso más allá: basadas en dos años de investigación, representan la perspectiva fresca, seria y actualizada que se hace necesaria a la luz de los eventos históricos recientes, la globalización y las idiosincrasias de la era digital. Se busca que los cuatro conjuntos de destrezas, cuando se consideren en el contexto de estándares académicos rigurosos, ofrezcan al público, al comercio, a la industria y a los educadores un conocimiento común (y el lenguaje para discutirlo) sobre las necesidades de estudiantes, ciudadanos y trabajadores en la era digital. Este artículo explica brevemente los cuatro conjuntos y en el suplemento que se ofrece en línea en el sitio de ISTE usted podrá encontrar una lista más detallada [3].

  • ALFABETISMO EN LA ERA DIGITAL
    • alfabetismo básico, científico, económico y tecnológico
    • alfabetismo visual y de información
    • alfabetismo multicultural y conciencia global
  • PENSAMIENTO CREATIVO
    • capacidad de adaptación, administración de la complejidad y auto-dirección
    • curiosidad, creatividad y toma o aceptación de riesgos
    • pensamiento de orden superior y raciocinio reflexivo (sensato)
  • COMUNICACIÓN EFECTIVA
    • trabajo en equipo, colaboración y destrezas interpersonales
    • responsabilidad personal, social y cívica
    • comunicación interactiva
  • ALTA PRODUCTIVIDAD
    • establecimiento de prioridades, planificación y gestión para lograr resultados
    • uso efectivo de herramientas para el mundo rea
    • productos relevantes y de alta calidad

 

Los cuatro conjuntos de destrezas, al considerarse dentro del contexto de estándares académicos rigurosos, deben ofrecer al público, al comercio, a la industria y a los educadores un conocimiento común (y el lenguaje para discutirlo) sobre las necesidades de estudiantes, ciudadanos y trabajadores en la era digital.

 

IMPLICACIONES PARA LOS COLEGIOS
Las Destrezas de enGauge para el Siglo XXI deberán estimular en sus estudiantes el deseo apremiante de saber más, de convertirse en aprendices eternos. Estas destrezas son cruciales para los colegios en dos aspectos: como puente hacia logros académicos superiores y como camino hacia el éxito en esta era de alta tecnología. Muchos educadores de hoy están comenzando a "aprovechar" información existente sobre los estudiantes para identificar vacíos en el aprendizaje. Por lógica, el paso siguiente es identificar las intervenciones en el aprendizaje que enfrentan estos vacíos de la mejor manera posible.

La investigación finalmente ha confirmado lo que los maestros han sabido por muchos años:

  • LA AUTENTICIDAD CUENTA. Una investigación llevada a cabo por el Dr. Fred Newmann en su libro Éxito Auténtico (Authentic Achievement [4]) encuentra que los estudiantes comprometidos de verdad con trabajo real aprenden más y obtienen mejores resultados en pruebas estandarizadas de lectura y matemáticas. Los criterios que caracterizan la autenticidad incluyen: la relevancia más allá de la jornada escolar, la investigación o indagación profunda en un área académica y la producción de conocimiento utilizando lo aprendido
  • LO QUE SE APRENDE ENTENDIENDO SE GRABA MEJOR. Uno de los distintivos de los hallazgos recientes en las ciencias cognitivas es el énfasis en el aprendizaje con comprensión. Aunque los datos son componentes importantes en la construcción del pensamiento y en la solución de problemas, la investigación concluye que los expertos por una parte organizan su conocimiento productivo alrededor de conceptos importantes que contribuyen a la comprensión y por la otra tienen la capacidad de transferir ese conocimiento a otros contextos.
  • EL CONOCIMIENTO PREVIO CUENTA. En la investigación se reconoce la importancia crítica que tiene el conocimiento previo en el aprendizaje. En otras palabras, se construye nuevo conocimiento con base en el conocimiento existente.
  • EL APRENDIZAJE ACTIVO FUNCIONA. En la obra Cómo Aprende la Gente (How People Learn [5]), de Bransford, Brown y Cocking se hace énfasis en la importancia de ayudar a la gente a controlar su propio aprendizaje, convirtiéndose en aprendices más activos, y autodirigidos. Se ha demostrado cómo las prácticas de enseñanza en las que los estudiantes incorporan la metacognición [6], que comprende retroalimentación, reflexión y análisis, aumentan la eficacia de los estudiantes para transferir lo aprendido a nuevos contextos.

 

La frecuencia y relevancia de los llamados momentos de aprendizaje aumentan cuando la tecnología nos permite vincular expertos externos, visualizar y analizar datos, establecer nexos con contextos del mundo real y aprovechar las oportunidades de retroalimentación, reflexión y análisis.

Los aprendices del siglo veintiuno merecen la oportunidad de adquirir destrezas modernas de aprendizaje; infortunadamente, los educadores de hoy enfrentan ciertas barreras para alcanzar este propósito. Las comunidades esperan que sus graduados estén preparados para triunfar en la era digital, pero la mayoría de las evaluaciones fundamentales solo miden el progreso de los estudiantes de acuerdo con estándares académicos y no valoran o miden las competencias que son necesarias actualmente. Las comunidades valoran lo que miden los colegios, pero la mayoría de las aulas aún no se orientan hacia las destrezas que son pertinentes hoy, por lo cual, preparan a los estudiantes en forma inadecuada para enfrentar la vida en una sociedad globalizada, basada en el conocimiento.

¿La solución? Incluir destrezas modernas en los estándares académicos, en el currículo, la enseñanza y los sistemas de evaluación de nuestros colegios y hacerlo de manera cuidadosa. Los estudiantes necesitan oportunidades de aprendizaje que los comprometan con un trabajo auténtico y estimulante para el intelecto, para poder construir destrezas críticas para la vida a medida que cumplen con los estándares en todas las áreas de contenido (vea más adelante la sección “Para Comenzar&rdquoGui?o.

La extensión misma del conocimiento humano, la globalización y la tasa acelerada de cambios impulsados por la tecnología exigen una modificación en la educación de nuestros hijos, es necesario pasar del conocimiento estable a ciclos continuos de aprendizaje. La mayoría de los educadores reconoce que esta era de evaluaciones determinantes de alto nivel solo tendrá un impacto positivo en los estudiantes si logramos establecer los elementos de medición correctos. Para preparar adecuadamente a los estudiantes para tener éxito, ellos deben comprometerse con el aprendizaje moderno en el contexto de lo académico. Los hallazgos investigativos presentados en este artículo apuntan al progreso tan significativo que todos los estudiantes pueden lograr cuando las organizaciones relacionadas con el aprendizaje lleven a la práctica la investigación y las competencias modernas.

Las destrezas para el Siglo XXI son importantes por derecho propio; porque ayudan a preparar a los estudiantes para su futuro tecnológico, acelerado y muy complejo. Sin embargo, es igualmente posible alcanzar estos propósitos con el diseño de innovaciones en el aprendizaje que simultáneamente mejoren los logros académicos de los estudiantes.

 

PARA COMENZAR

Este ejercicio, a modo de ejemplo, puede demostrar cómo integrar en su enseñanza destrezas de enGauge [7] para el Siglo XXI, sin importar el nivel escolar o área en la que se enseña.

No debe sorprendernos que en las aulas de hoy, muchos maestros ya estén aplicando en algún grado destrezas modernas. Para quien apenas comience, hay tres formas muy específicas de mejorar el aprendizaje de los estudiantes, que incluyan las destrezas para el Siglo XXI:

  1. Identificar lo que se está usando actualmente.
  2. Incorporar las destrezas para el Siglo XXI a las lecciones existentes.
  3. Seleccionar unidades de aprendizaje que tengan el propósito de aplicar las destrezas para el Siglo XXI.

 

El Proyecto presentado a continuación sobre alimentos modificados genéticamente sugiere cómo mejorar el aprendizaje de los estudiantes por medio de estos tres nuevos enfoques para iniciarse en las habilidades para el Siglo XXI. Este proyecto fue diseñado para los grados Séptimo a Noveno pero puede adaptarse fácilmente a otros estudiantes. Con el se busca promover el aprendizaje en las áreas de ciencia, investigación y persuasión.

TAREA ORIGINAL
La ingeniería genética es uno de los temas más candentes de la ciencia moderna. El maestro después de estimular a los estudiantes a estudiar los fundamentos de la herencia y la genética de Mendel podría preguntarles: ¿Deberíamos comer alimentos modificados genéticamente?

Organizados en equipos de tres, los estudiantes utilizarían la biblioteca, material de referencia en CD o búsquedas en la Red para identificar cinco productos agrícolas modificados genéticamente. En grupos pequeños, podrían discutir las diferencias entre la genética de Mendel que ocurre naturalmente y el proceso de ingeniería, cuidadoso pero a menudo prolongado, necesario para el control de ciertos genes de la progenie. Pronto razonarían sobre como es de impredecible el cruce, porque obtener plantas con los rasgos deseados podría demorar varias generaciones. Esto llevaría a los estudiantes a entender por qué la ingeniería genética es un avance científico tan apasionante.

El maestro podría entonces formular a los estudiantes preguntas conducentes a generar la siguiente etapa de investigación. Los equipos podrían continuar su indagación utilizando los enlaces de una página de Internet con recursos que el profesor ha desarrollado: por ejemplo, enlaces a: “U.S. Food and Drug Administration” [la oficina de Administración de Drogas y Alimentosde los Estados Unidos, http://www.fda.gov/], “U.S. Environmental Protection Agency” [la Agencia para la Protección del Medio Ambiente de los Estados Unidos, http://www.epa.gov/espanol/]; “Science Controversis On-line: Partners in Education (SCOPE)” [el Foro de Controversias en línea sobre Temas Científicos de SCOPE, http://scope.educ.washington.edu/]; la “British Broadcasting Company (BBC)” [Compañía de Radio Británica, http://news.bbc.co.uk/hi/spanish/news/]; y varios departamentos universitarios de investigación. Los estudiantes pueden hacer también sus propias investigaciones y los sitios patrocinados por las grandes compañías de biotecnología podrían ofrecerles otro tipo de lección rápida, sobre potenciales prejuicios de los autores.

Para finalizar la tarea, los estudiantes podrían debatir sobre los pros y contras de los alimentos modificados genéticamente, con herramientas de medición que podrían incluir matrices de valoración [8], exámenes de escogencia múltiple y de respuestas cortas [9] y documentos que fijen una posición.


Tags: educación, docente moderno, maestro moderno, actualidad

Publicado por juang9106 @ 3:46 PM  | DOCENTE MODERNO
Comentarios (0)
Comentarios